Las delicias gastronómicas, como el pandequeso, los productos lácteos y cárnicos, son apetecidas por sus visitantes. Sus paisajes y economía hacen parte de la 'Ruta de la Leche'.